Estudio de Necesidades de las Familias en Situación de Vulnerabilidad Social

Dentro del Programa de Prevención e Integración Social se está realizando el proyecto de Estudio de Necesidades de las Familias en Situación de Vulnerabilidad Social.

Los Servicios Sociales de Añover de Tajo están desarrollando un proyecto para conocer las necesidades de las familias en situación de vulnerabilidad.

Este proyecto forma parte del Programa de Prevención e Integración Social y su responsable es la Educadora Familiar del Ayuntamiento.

Los objetivos del proyecto son:

  • efectuar un análisis descriptivo de las posibles familias del municipio que puedan encontrar en situación vulnerabilidad.
  • conocer las necesidades de esas familias en las diversas áreas: laboral, económica, de vivienda, ingresos, formación, etc.

 

Familias vulnerables

La zona de vulnerabilidad social está situada entre la zona de integración (trabajo estable y pilares sociales y familiares sólidos) y la de exclusión (carencia de trabajo y aislamiento socio-familiar), caracterizándose, por lo tanto, por ser una zona más inestable, con trabajos precarios, paro intermitente y pilares socio-familiares menos sólidos. Se trata de una zona intermedia, con el consiguiente riesgo de introducirse en el espacio de la exclusión.

 

Situación en Añover

Añover de Tajo es un municipio con alta tasa de desempleo puesto que los recursos económicos provenían de la industria cerámica y empresas relacionadas con la construcción. La crisis se ha cebado con esta parte de la población trabajadora: se han cerrado muchas fábricas cerámicas, o las que están abiertas se mantienen con un número mínimo de empleados.

Volver a acceder al mercado de trabajo está siendo muy complicado, y en algunos casos casi imposible,  primero porque, a corto plazo, no van a volver a ocupar el puesto de trabajo anterior y segundo  porque falta formación cualificada para poder competir y acceder a otro tipo de trabajo. Esto supone una disminución de los ingresos económicos o incluso  una ausencia total de los mismos, lo que  supone un nivel importante de estrés a nivel intrafamiliar.

Trabajo y familia están muy relacionados. Las personas trabajan por lo general para  sustentar a la familia. Si falla, las relaciones familiares se enrarecen y se debilita el sostenimiento de la misma. La incertidumbre provocada por las situaciones de desempleo prolongadas y con un futuro incierto está generando preocupaciones añadidas que van en detrimento de la relación provocando un aumento en el diagnóstico de la problemática a nivel emocional: depresión, ansiedad, etc. Por otra parte la preocupación de los hijos aumenta y su seguridad se resquebraja al ver, sobre todo, a sus padres desempleados con mal humor.  Hay un cambio en el contenido de los roles parentales. Y esto produce inestabilidad.

Educadora social

Compártelo!